Comscore

UNA HISTORIA QUE CONMUEVE

Sonia participó en "Quién quiere ser millonario" para poder comprarse un riñón biónico y ser trasplantada

Desde hace 9 años que es una paciente renal crónico terminal y no quiere un órgano natural. Está esperando poder comprar en 2020 un riñón artificial.
Sonia Santiago del Moro Quien Quiere Ser Millonario

"Sonia... hay mucha plata en juego. ¿Qué te gustaría hacer con el dinero?", le preguntó Santiago del Moro, conductor de "Quién quiere ser millonario", a la participante que acababa de responder correctamente la tercera pregunta.

La respuesta de Sonia sorprendió a todos: "Es mucha, es muchísima, es un sueño para mí, quiero volver a ser yo. Soy paciente renal crónico terminal, en espera de trasplante de riñón, hace 9 años, estoy disfónica porque acabo de venir de mi sesión de hemodiálisis. Uno va tres veces a la semana, cuatro horas, a que te pongan una aguja por el brazo, te saquen la sangre, se filtre y vuelva a entrar. Uno trata de hacer lo mejor que puede con lo que hay pero es algo muy duro. Estoy dependiendo de una máquina para vivir. Soy una persona que tiene mucho por hacer".

Estoy en lista de espera pero el dinero lo voy a utilizar para un riñón biónico. ¿Escuchaste hablar de Kidney Project? Es un proyecto de Estados Unidos donde se ha inventado un dispositivo que se convierte en un órgano natural. Uno cuando se hace un trasplante requiere una serie de medicación que es muy dura. Este adminículo se convierte en un órgano natural y no requiere ningún medicamento y es para siempre. Yo por eso quise que nadie vivo me dé su riñón. Preferí estar en espera pero ahora que está esta situación prefiero esperar.

dijo Sonia durante el programa.

"Sale en 2020 y hago todo lo posible para tener eso", agregó Sonia emocionada. "Hay gente que viene acá por algo más trivial, pero lo tuyo es tu vida", dijo Santiago y le dio un abrazo a la participante.

Al finalizar su participación, Sonia pudo sumar a sus ahorros para su riñón biónico la suma de 300 mil pesos que ganó en el pragrama.