jueves, 05 de abril de 2018
Exclusivo de PrimiciasYa.com

Lizy Tagliani sobre su enojo con una remisería: "Fue un hecho aislado, pero no tengo nada en contra de la agencia"

La humorista utilizó la red social para quejarse por una situación que vivió con una remisería y arrojó: "¿Te crees que yo me rasco los huevos?". Hablamos con ella.

Lizy Tagliani tuvo un particular ida y vuelta con una remisería por Twitter después de que no la atendieran para brindarle el servicio.

"Me pido un remís que llega a la puerta de mi casa y me dice que no me puede llevar porque no tiene cambiada la tarifa... me mandan otro que nunca llega, llamo a la remisería y la que atiende se me caga de risa en la cara, me toman de trava pelotuda, remis la 15 de Berazategui", se quejó.

Embed


Cuando un usuario de Twitter, al parecer de la remisería, le respondió a Lizy se armó: "Deja de joder a la gente que labura soreta! Quién te pensás que sos para escrachar a los laburantes? Pedí otro taxi y dejá de romper las pelotas".


"Y qué te creés que yo me rasco los huevos pedazo de queso cuartirolo, yo también soy laburante y lo pedí para ir a laburar no para dar una vuelta en la cho... del remisero. Y obvio que pedí otro", respondió fiel a su estilo.

Embed


Lo cierto es que tras lo sucedido, Lizy habló con PrimiciasYa.com y aclaró: "La verdad que es una agencia seria con buenos autos y un sistema de trabajo de atención muy bueno, nunca tuve problemas de ningún tipo con ellos. No tomo siempre autos, solo cuando tengo alguna eventualidad. Resulta que tenía que ir a un lugar y decidí no ir en mi auto para no perder tiempo en estacionar ya que llegaba con el tiempo justo. Llamé a esta agencia y esperé los 15 minutos que tenía de espera. Y cuando me lo voy a tomar el chofer me dice que no podía porque no tenía cambiada la tarida del reloj y que me iban a mandar otro. Le dije que no había ningún problema porque ese chofer ya me había llevado en otra oportunidad y es un divino. Se va y pasan varios minutos para que me manden otro y ya no llegaba, decidí suspender".

Embed


"Cuando llamo para suspender el segundo auto, es como que no le daba importancia a lo que le explicaba por el cual suspendía. Estaba risueña la persona que me atendió, a lo mejor se reía de otra cosa. Yo me enojé, y cuando uno se enoja escucha y ve cualquier cosa. Fue un hecho aislado, me enojé porque perdí una reunión. No tengo nada contra esa agencia", finalizó la humorista.