domingo, 12 de mayo de 2019
Sorpresa

La vayaina incorrecta de Carolina Papaleo quiere ser presidenta y dice que está preparada

La actriz y panelista dijo que está yendo a la facultad para formarse aunque su pareja no quiere saber nada con la política.

Todos los días, cuando Carolina Papaleo ingresa al estudio de Incorrectas grita: "¡Viva la jefa!". Su conocida pertenencia partidaria la llevó, además, a ocupar una de las codiciadas sillas de la primera fila en la sala Jorge Luis Borges de la Feria del Libro, durante la presentación de Sinceramente, el libro de la exmandataria Cristina Fernández de Kirchner. Pero sus aspiraciones políticas no quedan allí: la actriz reveló en una entrevista radial que su gran deseo es llegar a ser Presidenta, y que para eso se está preparando.

En diálogo con Catalina Dlugi en el ciclo Agarrate Catalina, la actriz se refirió primero a su cambio de look y a su nueva cabellera. Respondiendo los elogios de la conductora, que señaló que está cada vez más joven, Papaleo estuvo de acuerdo y afirmó: "Cumplo años para atrás, como Benjamin Button. Está bueno. Justo cumplí años y, como cambiaba de década, dije 'bueno, hay que podarse', y fue así que me hice este corte bastante osado. Estando en un programa rodeada de mujeres, más allá de la diferencia de edad y de si sos más o menos rubia, quizá porque te peinás en el mismo lugar o porque se te va acostumbrando el ojo, te vas homogeneizando. Por eso me gusta y digo '¡qué diferente!'".
Carolina Papaleo y su tremenda historia de maltrato

Luego, Dlugi le preguntó si sigue teniendo entre sus planes el convertirse en la primera mandataria del país. "Sigo con la idea de ser Presidenta de la Nación y por eso me estoy preparando, yendo a la Facultad", afirmó, en relación a la carrera de Ciencia Política que cursa en la Universidad de Buenos Aires. "Mi pareja - el empresario Miguel Cuberos- detesta que diga esto, pero a mí me gusta decirlo. Una vez salió en una nota y ya quedó institucionalizado; después, vamos viendo. Siempre hay que aspirar a lo más alto y después se va viendo", añadió.

Seguramente, uno de sus referentes políticos es su mamá, la también actriz Irma Roy quien, además, llegó a ocupar una banca en la Cámara de Diputados por el Partido Justicialista. A propósito de ella, la conductora quiso saber si seguía en contacto con Roy -como ya había revelado en otra entrevista-, a casi tres años de su fallecimiento.

"Lo único que me falta es que me tomen como la loquita que tiene el fantasma de la madre. ¡Ya diferentes adjetivos calificativos puedo ir acuñando como para que encima me toque ese!", se excusó primero. Sin embargo, ante la insistencia de Dlugi reveló: "La comunicación ahora está medio cortada, pero yo le hablo igual. Parece que el desarme y la remodelación de la casa, hacen que (la comunicación) esté acotada. No está tirando los libros ni nada".

La actriz se refirió también a la causa judicial que inició en su contra Antonella, la hija de Natacha Jaitt, luego de que dijera en varias oportunidades que su mamá padecía una grave enfermedad.

"La denuncia de la hija de Natacha quedó en la nada misma. Fui a una mediación donde mi abogado es Fernando Burlando. Sé que teníamos que ir a firmar algo de un papel, pero imaginate que yo no puedo estar en todo. Nos reunimos en un lugar para un tema de conciliación, pero ella no se presentó, vino solo su abogado. Quedamos que nosotros vamos a elaborar un escrito con la anuencia de ellos, no con un pedido de disculpas, sino con una aclaración de que no se quiso manchar su nombre sino que (lo que dije) tiene que ver con una información periodística", aseguró.
carolina papaleo.jpg