Comscore

MOMENTO BISAGRA

Gonzalo Valenzuela contó como lo ayudó a Silvestre a entender la muerte de Ringo

El actor chileno habló a corazón abierto de cómo fue ese proceso de explicarle a su hijo la pérdida de Ringo, el bebé que tuvo con Juana Viale, que falleció a pocos minutos de nacer.
-Gonzalo Valenzuela-

Gonzalo Valenzuela habló a corazón abierto de cómo ayudó a comprender a su hijo Silvestre de la muerte de Ringo, el bebé que el actor tuvo con Juana Viale y que falleció a los pocos minutos del parto, en mayo de 2011, ya que se encontraba en la semana 36 de gestación.

Juana y Manguera, como se conoce al chileno, se conocieron en 2004 y en 2008 tuvieron a Silvestre. En 2011 ocurrió el duro golpe de lo sucedido con Ringo y un año más tarde fueron papás de Alí. Se separaron en 2014.

LEER MÁS: Horacio Cabak no seguirá en "Polémica en el bar": "Necesita un tiempo"

-Gonzalo Valenzuela-

“Silvestre está con la idea del cielo. Fue cuando murió Ringo, mi hijo, ahí entendió el cielo. Ahora hace poco se me murió mi perro, Alí, un perro que tuve durante 15 años, y Silvestre lo extraña muchísimo y mi hijo dice ‘Está en el cielo’…”, contó el actor chileno en una entrevista para la televisión chilena.

Y agregó: “Con Silvestre vi una película mexicana El Libro de la Vida, de Guillermo del Toro, y la encontré maravillosa, porque ahí representa la muerte de una manera maravillosa: que mientras uno recuerde a sus muertos, van a estar en un lugar de luz, en un lugar donde ellos van a estar bien. Cuando los olvidas, pasan a ser almas en pena. Por eso es muy importante que estén siempre presentes, y para mí están siempre presentes”.

LEER MÁS: Gustavo Sofovich habló sobre la salida de Horacio Cabak de "Polémica en el bar"

El actor soportó además duros golpes de chico: a sus 18 años falleció en un accidente doméstico su hermano mayor y cuando tenía 23, con un mes de diferencia, su mamá y su papá murieron de cáncer.

“Es duro, pero me ayudó mucho. Aunque suene fuerte, agradezco todo lo que me ha pasado, porque soy lo que soy gracias a lo que me ha tocado vivir y por cómo lo he vivido. Si hay algo que duele, es la muerte de un hijo. Pero me levanto todos los días pensando en que si me muero hoy, me muero tranquilo. Estoy contento con la persona que soy y también he podido ayudar a mucha gente gracias a esa experiencia”, contó antes Valenzuela a los medios de su país natal.

-Gonzalo Valenzuela-