EN "INCORRECTAS"

El día de furia de Mauricio Dayub tipo "Relatos salvajes"

El actor contó cómo le dio vuelta un tacho de pintura a un auto que le tapaba la salida de su casa. Una anécdota sin desperdicio.

No es la primera vez que la cuenta pero la anécdota es realmente sorprendente. Sucede que Mauricio Dayub tiene perfil de un tipo tranquilo... ¡Pero cuando se calienta, se calienta!

En su paso por "Incorrectas", Dayub contó cómo fue su día de furia tipo la película "Relatos Salvajes". "Fue así: me venían invitando al programa de Wainraich, y no podiamos coincidir. El 29 de diciembre me invitan a un segmento, yo no sabía, donde se llama Gordos con Chorizo. Los maridos dicen las cosas que no le gustan de sus mujeres. Cuando me encontré en la entrevista y vi que tenía que hablar mal de mi mujer no me gustó lo que tenía que hacer. Entraban audios de oyentes contando y me decían ´¿Y Mauricio?'. Y yo hablaba de otra cosa, entonces me cercaron que contara algo malo de mi mujer. Y yo me acordé de un monólogo a raíz de algo que había hecho una vez que me llamó mi mujer y me dijo que no podía salir porque había un auto trabando la puerta", contó.

Y agregó: "Cuando llegué vi que no se podía salir por ningún lado y me agarró un poquito... Entré a casa y le dije ´ya lo soluciono´. En el momento vi una lata de pintura que el pintor había dejado con su ropita. Y también vi el agua de los perros... Y dije: ´¿Voy con el agua o con la pintura?´. La rebajé un poco, salí y el auto que era bordó cambió de color. Cerré la puerta y el corazón me empezó a zapatear. Ahí dije: ´¿Por qué hice esto?´. Suena el portero, pensé que era el dueño, pero no, era un vecino que me dijo que le manché la camioneta".

Cierto es que no terminó de contar la historia, aunque seguramente al dueño del auto no le cayó para nada bien lo que hizo. "Cuando estaba cerrando la puerta vi que el sol estaba secando la pintura. Entré a buscar la manguera, el cepillo y una esponja", cerró.