jueves, 26 de julio de 2018
EXCLUSIVO DE PRIMICIASYA PARAGUAY

Liz Cramer presenta a su hijo Rafael: "Mi compromiso con él es absoluto; es mi motor"

La recientemente nombrada Ministra de Industria y Comercio habla por primera vez de su nueva faceta: la de madre primeriza.

Fue Ministra de Turismo de las administraciones de Nicanor Duarte Frutos, Fernando Lugo y Federico Franco. El gobierno de Horacio Cartes también la quiso al frente de la cartera ministerial pero ella rechazó el ofrecimiento para perseguir su sueño de convertirse en mamá. Hoy ese sueño es una realidad y ella está lista para volver a la función pública, esta vez como cabeza del Ministerio de Industria y Comercio.

"No me costó alejarme de la administración pública en ese momento, porque tenía el plan de formar una familia. Había tomado la decisión con entusiasmo; sentía una necesidad afectiva muy grande, quería convertirme en mamá así que dejé la función pública con el entusiasmo de empezar una nueva etapa en mi vida", recuerda Liz Cramer, hoy madre de un niño de cuatro años llamado José Rafael.

Liz Cramer.jpeg

"Rafa es un personaje divino", describe, "es un chico muy alegre, muy dinámico. Le encanta estar activo, le gusta mucho la música, estar al aire libre, la naturaleza... Es muy cariñoso, muy amoroso, es super tenaz y persistente. Estamos muy unidos, muy ligados, tenemos nuestros códigos y somos muy amorosos entre nosotros, nos mimamos mucho", cuenta.

Más allá de los mimos, la Ministra le da a Rafael el espacio que necesita para convertirse, el día de mañana, en un adulto independiente: "Yo lo estoy criando así; quiero que sea una persona sensible para con los demás e independiente en su manejo. Trato de motivar mucho su independencia, pero en realidad él mismo es una persona que disfruta mucho su independencia. Él quiere hacer las cosas solo, ese ya es su carácter; yo a veces tengo que frenarle porque se cree muy grande!", relata.

Sobre el ofrecimiento que recibió -y aceptó- para volver a la función pública como cabeza del MIC, Cramer revela: "Va a ser un cambio enorme. Para aceptar este cargo me cuestioné mucho si iba a poder hacerlo sin fallarle a él como mamá, pero gracias al apoyo de mi familia me siento segura de que voy a poder. De alguna manera soy una más de miles de mujeres paraguayas que todos los días trabajan con el corazón angustiado por no estar presentes y sienten un poco de culpa. Yo consulté con profesionales, hablé con mi familia y sentí que iba a poder hacerlo, pero mi compromiso con él sigue siendo absoluto no solo porque él es mi hijo y yo soy su mamá, sino porque él es mi motor", finaliza.

No te pierdas la galería de fotos de Liz Cramer y su hijo Rafael.