sábado, 25 de mayo de 2019
GRAN SHOW

Il Divo emocionó a un Luna Park colmado

Con entradas agotadas, la banda crossover de música clásica se presentó ayer frente al público argentino festejando sus 15 años y haciendo un recorrido por todos hits que les dieron renombre internacional.

No hay idiomas ni culturas que la música no pueda traspasar y así lo demostraron ayer Carlos Marín (España), David Miller (Estados Unidos), Urs Bühler (Suiza) y Sébastien Izambard(Francia), los integrantes de Il Divo, frente a un Estadio Luna Park repleto que pudo deleitarse con las icónicas canciones que los llevaron a ser conocidos en todo el mundo.

Festejando sus 15 años en la música, el cuarteto vocal presentó un show especial: "Preparamos un show muy distinto a todos los anteriores. En este tour hacemos un recorrido de los hits más memorables de cada uno de nuestros álbumes", había adelantado Marín a minutos de llegar a la Argentina y así lo mostraron en el escenario.

A pocos minutos de las 21hs, luego de un video que con imágenes que recorrían la exitosa carrera de la banda, los cuatro músicos subieron a reencontrarse con el público argentino. "Hello", de Adele, fue la elegida para dar el puntapié de una noche única, seguida por la memorable "Regresa a mí".

"Buenas noches, estoy muy contento de volver aquí. Tan contento que cambiaría mi residencia a la Argentina", expresó Marín antes de continuar. La gente no pudo menos que romper en aplausos.

Hubo lugar para "Wicked Game", "Besame Mucho", "Quién Será" y hasta una propia versión de "Por una Cabeza", el famoso tema de Carlos Gardel. Continuaron con "Hallelujah" -uno de sus temas más pedidos- y "All of Me" de John Legend, demostrando que no hay idioma que les sea un obstáculo a la hora de cantar.

En "Unforgettable" la banda invitó a una chica de la audiencia para cantarle sobre el escenario y la emoción del público se pudo ver. La química entre la banda y el público se sintió durante todo el show: la gente les tiraba rosas que ellos agarraban y se pasaban entre sí.

La cita en el Luna Park fue la ocasión ideal para presentar "Timeless", su octavo álbum de estudio y el que le da el nombre a la gira. Este disco tiene la particularidad de ser el primero que producen íntegramente ellos. La gente pudo emocionarse con "Wonderful World" y "Toi et Moi" por primera vez.

Finalizando el show fue el turno de "La Vida Sin Amor" y "Hasta mi Final", la cual confesaron que fue la primera vez que tocaron en vivo. "My Way" iba a darle el broche de oro a un espectáculo de nivel internacional pero la gente pidió más e Il Divo no pudo negarse: los cuatro integrantes volvieron al escenario para cantar "Amazing Grace" y coronar la noche con "Time to Say Goodbye" mientras el público los llenaba de flores.