DIÓ SU OPINIÓN

Luis Landriscina apuntó contra el kirchnerismo: "No quiero que vuelva la violencia"

El humorista no dudó al hablar sobre política: afirmó que "el Gobierno está tapando todos los agujeros que quedaron del pasado" y sumó que si gana Cristina volverá "El Ministerio de la venganza".

Luis Landriscina dio una extensa entrevista en la que se metió en política. Consultado por cómo ve a la actualidad y qué piensa sobre las elecciones presidenciales de octubre, Luis dijo a Radio Mitre: "El Gobierno está desesperado por tapar el agujero que había quedado del kirchnerismo. Hay que tapar esos agujeros, son grandes. Los que hacen este tipo de cosas después tendrían que hacerse responsables. Yo no quiero que vuelvan las agresiones, la violencia. El Ministerio de la venganza, toda esa cosa. Si van a volver para eso no me gusta. Que vuelva el que tenga que volver. Pienso que tendríamos que defender la república".

Sobre un posible triunfo de la fórmula de Alberto Fernández y Crisitna Kirchner, el humorista reflexionó: "Yo lo que quiero es alguien que me certifique a mí que la constitución va a ser respetada y no metan la mano en cosas que no se pueden meter. Una cosa que me ha disgustado es la desesperación por un puesto en el Congreso. Para los que amamos el país, no nos agrada esa carrera por lograr una ubicación".

"Los argentinos tendríamos que querernos un poco más. Para eso, hay que pensar qué cosas de estado debemos pensar. Sea Lavagna, Cristina, Macri o el que sea. El país está primero. Acá hay varios temas que son de estado y hay que discutirlos y hacerlos porque el pueblo los necesita", reveló.
Pero lejos de pararse de un lado o del otro de la grieta, Landriscina opinó: "Todavía no tengo mi voto definido pero yo votaría por la república. Ser republicano o demócrata requiere de ciertos valores éticos. Yo quiero que me lo demuestren andando. Hoy das una opinión y apareces como Cristinista o Macrista. Yo a Lavagna le doy el crédito de haber resuelto el problema económico en 2001. A tal punto que se quedó con Néstor".


"Creo que se ha perdido de vista el buen gusto. Hacen como una competencia de cosas más atrevidas, entonces se empieza a desprolijar y la gente se empieza a acostumbrar a escuchar algunas cosas que no son para los medios de comunicación. Antes si querías ir a ver a una chica destapada ibas al teatro de revista y si querías escuchar un cuento subido de tono ibas a ver revista. Hoy está en todos lados y lo ven los chicos", concluyó.