domingo, 01 de mayo de 2011
primicias

Una multitud participó de la emotiva despedida a Ernesto Sabato

Los restos de Ernesto Sabato, quien falleció ayer a los 99 años, fueron inhumados hoy en el cementerio Jardín de Paz de Pilar, en el marco de una breve ceremonia de la que participaron familiares y seguidores del escritor. La escueta pero emotiva ceremonia que precedió al depósito del ataúd bajo tierra estuvo a cargo de Mario, el hijo menor del escritor, quien tras hablar se fundió en un abrazo con sus hijos y sobrinos.

El cortejo fúnebre llegó al predio bonaerense a las 12.55, tras el extenso velatorio que tuvo lugar desde las 17 de ayer en el Club Defensores de Santos Lugares, ubicado justo frente a la casa donde el autor de Sobre héroes y tumbas vivió por más de sesenta años y en la que se produjo su fallecimiento.

La escueta pero emotiva ceremonia que precedió al depósito del ataúd bajo tierra estuvo a cargo de Mario, el hijo menor del escritor, quien tras hablar se fundió en un abrazo con sus hijos y sobrinos.

"Acá están las tres personas que más he amado en la vida: mamá papá y mi querido Jorgito (su hermano fallecido en un accidente en 1983)", expresó el realizador de películas como "El poder de las tinieblas" (1981), inspirada en el célebre fragmento "Informe sobre ciegos" de "Sobre héroes y tumbas".

"Papá se va en paz. Cumplió con todo lo que tenía que hacer, y si es cierto que me pueden estar oyendo quiero decirles una cosa -aseguró Mario con la voz entrecortada-. Papá, mamá, Jorgito: quédense tranquilos, yo me hago cargo de ahora en más".

Entre los asistentes al entierro se encontraba la última compañera del autor de "Abaddón, el exterminador", Elvira González Fraga, que llegó hasta Pilar acompañada de su hermano, el economista Javier González Fraga.

También estuvieron presentes los hijos del escritor paraguayo Augusto Roa Bastos y el ex fiscal Julio César Strassera, que destacó de Sabato su labor como presidente de la Conadep.Télam

Fotos: Reuters, EFE, La Nación