miércoles, 30 de abril de 2014
internacionales

¿Se sentirá bien? / Jennifer Lopez Le canta a su colita

Uno de los principales atractivos físicos de la cantante es, sin duda, su trasero, y ahora hasta ella misma le dedicó una canción, con el tema Big Booty.

Lejos de ser otro acto más de vanidad de la Diva del Bronx, la estrella del pop de 44 años advirtió que la peculiar idea procede de sus dos hijos, los mellizos Max y Emme, quienes la “forzaron” a incluir semejante título en su nuevo álbum.

“Jamás se me habría ocurrido a mí cantar sobre mi trasero de forma tan natural, y menos aún optar por un título que deja tan poco a la imaginación. Pero un día estaba con mis hijos en el coche, escuchando la maqueta de la canción, y se volvieron locos. Me dijeron que tenía que llamarla Big Booty y así lo hice. No tuve elección, me forzaron”, reveló en el programa de televisión del humorista Jimmy Kimmel.

Además de confesar que sus dos retoños -fruto de su extinto matrimonio con el también cantante de ascendecia boricua Marc Anthony- ejercen una exagerada influencia en sus decisiones artísticas, JLo auguró un prometedor futuro para los dos niños en la industria discográfica gracias a su “gran oído musical”, hasta el punto de que no duda en afirmar que Max y Emme podrían convertirse en los verdaderos herederos artísticos de sus dos famosos padres.

“Lo cierto es que mis dos hijos han debido de heredar de nosotros el gran oído musical, ya que son capaces de identificar rápidamente los ritmos que funcionan en una canción y los que no.

"Mi hijo Max es especialmente bueno en esa tarea, quizá con el paso de los años se convierta en el próximo Clive Davis o nos obligue a nosotros a retirarnos prematuramente. No sé lo que quiero que haga con su vida, me conformo con que sea feliz”, aseguró la también actriz.

 

 

Fuente: AP.