martes, 08 de marzo de 2016
HECHO NUNCA VISTO

Miles de turistas del mundo entero disfrutan en Indonesia de un eclipse total de sol

Unos diez mil viajeros se sumaron ayer a los 100 mil habitantes locales que disfrutaron del inusual espectáculo. Rituales y festejos por un raro fenómeno natural.

Miles de turistas llegados del mundo entero asistieron ayer en Indonesia a un eclipse total de sol, un fenómeno natural raro que estará marcado por rituales tribales y numerosos festejos.

El eclipse comenzó ser visible poco después del amanecer en el océano Indico, después al sur de las islas de Sumatra y Borneo y posteriormente en la isla Célebe y en el archipiélago de las Molucas. Después fue perceptible en el océano Pacífico.

Este fenómeno fue visible en su totalidad casi exclusivamente en territorio indonesio, siempre que el cielo estuviera despejado. Allí se congregaron diez mil visitantes extranjeros y 100 mil locales, según cifras del Ministerio de Turismo.

Para celebrar el eclipse, hubo conciertos, fiestas en la playa y travesías en los tradicionales barcos-dragón.

La fase parcial del eclipse duró varias horas, mientras que la oscuridad total, cuando la luna tapó por completo al sol, se extendió durante tres minutos en las Molucas y hasta cuatro minutos en el Pacífico.

"La isla de Ternate, que es la mejor posicionada para ver el fenómeno, fue tomada por asalto por los turistas, a tal punto que después de que se agotaron las 1.500 plazas hoteleras, sus habitantes comenzaron a ofrecer alojamientos en barcos", dijo a la AFP Anas Cenoras, encargado local de turismo.

También científicos, e incluso expertos de la Nasa, viajaron a las Molucas para observar el eclipse, que también fue visible parcialmente desde el norte de Australia y en algunas regiones del sudeste asiático.

Una experiencia increíble. "Es un año muy particular, ya que tenemos este fenómeno natural, una atracción turística creada por Dios, tenemos mucha suerte", declaró a la AFP I Gde Pitana, funcionario del Ministerio de Turismo.

Los dirigentes de las instituciones islámicas indonesias, el país musulmán más poblado del mundo, pidieron a los fieles que dediquen sus plegarias al eclipse.

"Nuestro profeta Mahoma dijo que las plegarias alaban la grandeza de Alá, que creó este fenómeno maravilloso", declaró el director del Consejo de los Ulemas, Maruf Amin.

Sin embargo, para los miembros de las tribus indonesias, un total de 70 millones de personas del total de 250 millones que viven en el país, este fenómeno no es algo positivo.

Los miembros de la tribu dayak, en la isla de Borneo, conocidos por sus tatuajes tradicionales, temen el momento en el que el sol fue tapado por la luna, ya que para ellos el astro es la fuente de la vida.

Durante el proceso, celebraron ritos para que la oscuridad fuera lo más breve posible.

Para Nat Gopalswamy, un astrofísico de la Nasa que se desplazó a Indonesia para el evento, cualquier persona que haya tenido la posibilidad de viajar para ver un eclipse, debería haberlo hecho. "Es una experiencia que te cambia la vida", afirmó.

El eclipse total es el décimo del siglo XXI. El precedente fue el 20 de marzo de 2015, pero sólo fue visible en zonas aisladas del Artico, como las islas Feroe y el archipiélago de Svalbard.

Comenzó sobre el océano y continuó oscureciendo secciones de las islas indonesias de Sumatra, Borneo, Sulawesi, entre otras, antes de diluirse en el océano Pacífico, al noreste de Hawai. Allí la luna ocultó por completo el sol, dejando sólo visible un anillo de luz. En otras zonas del planeta como China, Japón, el norte de Australia, Hawai o Alaska, el fenómeno también fue visible, pero en forma de eclipse parcial.