miércoles, 08 de marzo de 2017
EXCLUSIVO DE PRIMICIASYA.COM

Gustavo Benzaquén, sobre Ergün Demir: "Es un desagradecido y un energúmeno"

El productor teatral de la obra que protagonizó el turco en Las Grutas charló con este portal sobre la desilusión que le generó la participación del actor en su espectáculo. "Se tiraba gases en el escenario", afirmó.

Gustavo Benzaquén produjo durante el verano la obra "Un turco muy travieso" que tenía a Ergün Demir como protagonista, acompañado de Adriana Brodsky, entre otros.

El productor teatral abonó a fines de diciembre los papeles y las cargas sociales para que el actor de "Las mil y una noches" pueda participar legalmente del espectáculo.

En el último sueldo, le descontó ese dinero que había abonado de su bolsillo. Se supo que Ergün estaba muy enojado con esta actitud de Benzaquén, que se expresó en una entrevista con PrimiciasYa.

"Ergün tiene que estar agradecido porque él firmó un contrato conmigo porque estaba como ilegal acá y dos días antes de viajar a las Grutas, me salió con esto, que no tenia papeles, me lo ocultó", comentó al comienzo de la nota.

Agregó: "Su personalidad es así, se equivocaba en el escenario y le echaba la culpa a Adriana Brodski. Es indigente, egoísta... Un productor de Ideas del Sur me recomendó no llevarlo. La gente no le dio ni cinco de pelota, las mujeres pensaban que estaban viendo un plato volador".
"Tinelli lo trajo como una figura y era un personaje secundario. Es un mitómano, un embustero, un energúmeno y un mentiroso. Cuando volvimos la semana pasada, yo cumplí y le dije que iba a descontarle la plata de sus papeles de migraciones".
El empresario quiso pintar al turco con una anécdota y una versión muy grave: "Lo pisó sin querer a mi socio y en vez de pedirle perdón, le dijo que lo estaba pisando Ergün Demir... Es un falso. Hay camaritas que lo habrían filmado con una menor, hay un feo rumor, haciendo pasar a chicas menores a su habitación. Ya lo habría hecho en Carlos Paz. No le queda mucha vida en Argentina".

Para completar, Benzaquén contó: "Le pagué muy bien, regalado es caro. Me manejé muy bien. Se enojó y me retiró el saludo. Andá a Miami o a Turquía a hacer eso. Acá es otra cultura, se tiraba gases en el escenario. Adriana le tuvo que pedir que se bañe, tuvo arcadas, es un tipo muy oloroso. Es una enfermedad y una dejadez, es muy indigente. Si vas a comer, pide 4 bifes de chorizo y 8 flanes. Se negaba a dar propina".