martes, 22 de diciembre de 2015
SU PALABRA

El particular pensamiento de Susana Giménez sobre el casamiento

En la última edición de la revista Caras, la diva de los teléfonos se refirió a su presente en lo personal y descartó la posibidad de volver a contraer matrimonio.

Susana Giménez habló de su presente a nivel sentimental para la última edición de la revista Caras.
"Tengo festejantes, pero no me gustan. No quiero estar con alguien que no me gusta mucho. Cuando sos pendejo cualquiera se mete en tu cama, le das un beso y ya está. Ahora no, me tiene que gustar mucho", sostuvo la conductora.
Susana no escatimó en detalles de las decisiones que tomó en su vida. Habló de sus desamores, sufrimientos y hasta por qué compró a su perro. Las divas tambén tienen problemas.
"Cuando compré a Jazmín era porque me sentía muy infeliz. El fue mi compañero 17 años de mi vida. Era muy desdichada. Me sentía sola... muy mal. Mi relación con Huberto Roviralta era espantosa. Estuve casada 10 años y nunca lo engañé. Entonces pensé... o me compro un perro, o me voy a morir", recordó.
Y sobre su pasado amoroso aclaró: "Yo siempre me enamoré de tipos pobres. Y los pobres, para seguirme a mí, se convierten en cafichos".
Y agregó: "Nunca fui intersada. Ahora si mirás a tu alrededor, todas las chicas están casadas con archimillonarios. Pero ¿Qué paso?".
Además sentenció sobre el casamiento: "Lo que jamás volvería a hacer es casarme. Es una ridiculez".
Sobre los logros de su carrera y su éxito, mientras aún sigue sin aportar ni un metro cuadrado para el regreso de San Lorenzo al terreno de Boedo (club del cual es hincha), expresó: "Lo único que quiero es gozar de todo lo que tengo y gané".