miércoles, 07 de diciembre de 2016
Fútbol africano

Conmoción en el fútbol mundial: hizo un gol y después murió

El jugador de 19 años, oriundo de Tanzania, festejó con sus compañeros y minutos más tarde falleció al disputar una pelota con un rival.

El último gol de su vida. Así podría definirse el lamentable destino de una promesa del fútbol de Tanzania, que hizo un gol y que minutos después murió en la cancha.

Ismail Mrisho Khalfan, un futbolista de 19 años del equipo Mbao FC, sonrió al anotar el que a la postre sería el último gol de su vida, que lo celebró con un movimiento de gusanito, junto a sus compañeros que corrieron para abrazarse y felicitarlo.

Momentos después, en el minuto 59, Ismail peleó un balón dividido con un rival y se desplomó sobre el césped. Después, la promesa del fútbol africano ya no pudo se levantar.

Al ver que no se levantaba, el árbitro paró el partido y pidió la entrada de los médicos, quienes inmediatamente pidieron el ingreso de una ambulancia para llevárselo inmediatamente a un centro asistencial, aunque no hubo tiempo para eso y las tareas de reanimación no dieron resultado.

Embed

El pasado lunes, Ismail Mrisho Khalfan fue sepultado bajo el ritual acostumbrado en la religión musulmana.

Embed