jueves, 08 de diciembre de 2011
primicias

Pamela David y Ricardo Fort limaron asperezas

Este jueves, en Desayuno Americano, Pamela David y Ricardo Fort se vieron las caras después de mucho tiempo. Tras su pelea del año pasado en “Animales Sueltos”, la conductora y el empresario finalizaron con su rivalidad.

La última vez que se cruzaron la cosa no terminó bien; en el ciclo “Animales sueltos” (Pamela David era panelista), la morocha concluyó la charla: “Somos competencia porque tengo un par de tetas. El día que tengas éste par de tetas vas a ser felliz”.

Pamela fue lapidaria ante el ninguneo de Fort, quien le había prometido una entrevista que nunca pudieron concretar y por la que debió esperarlo durante un buen rato en Mar del Plata. En ese programa, Fort no le dio crédito como periodista y por eso argumentó que no iba a charlar con ella.

Ahora, tras algún tiempo de estar enemistados y, a pesar de los momentos de tensión que tuvo la entrevista, Pamela y Ricardo intentarán que la paz reine entre ellos.

"Nunca salí a insultar a alguien porque sí. Me defendía de lo que decían de mí. Las balas venían de todos lados y yo me ponía tal vez muy agresivo al responder. Hoy me pueden decir lo que sea que me lo tomo con humor", aseguró Fort.

"Con respecto al enojo que tuviste conmigo, yo falté a la entrevista porque tenía un agente de prensa que no era tan bueno y no me explicó bien cómo era el tema ni el acuerdo que tenían", aclaró Fort, explicando uno de los primeros enojos de la morocha, cuando el millonario la dejó plantada en un reportaje que había sido pactado con anterioridad.

"Yo jamás dije que vos pagabas para ser entrevistado, no sé de dónde sacaste eso. Pero sí hay que reconocer que en ese momento, eras oro en polvo para todas las producciones", argumentando su enojo al escaso dinero que la producción del envío, disponía para realizar la fallida entrevista.

"Fuiste malo, yo creo que todo lo que diste se te volvió. Yo puedo mostrarte un copilado de las barbaridades que has dicho", tiró en un momento la bellísima morocha, que rápidamente fue retrucada por Fort: "¿Y por qué no mostrás las barbaridades que han dicho de mí? Yo no soy una mala persona", disparó.

Lo cierto es que el encuentro entre Pamela y Ricardo sirvió para limar asperezas entre ambos. Al magnate se lo ve realmente mas calmado tras la operación que casi le cuesta la vida y ya no desea tener enemigos. ¡Bien!

No te pierdas parte de la entrevista en el video de esta nota.