lunes, 08 de agosto de 2011
internacionales

Nadie compró la supuesta cinta pornográfica de Marilyn Monroe

Un promotor de conciertos español no consiguió compradores en una subasta realizada en nuestro país.Nadie quiso pagarle a Mikel Barsa el precio inicial de 2 millones de pesos argentinos (unos 480.000 dólares).

Un promotor de conciertos español no consiguió compradores en una subasta en Argentina para una película pornográfica de la década de 1940 que, según él, muestra a Marilyn Monroe menor de edad teniendo relaciones sexuales antes de que se convirtiera en una estrella.

La subasta fue un fracaso. Nadie quiso pagarle a Mikel Barsa el precio inicial de 2 millones de pesos argentinos (unos 480.000 dólares).

Barsa dijo que no ayudó que la portavoz del patrimonio de Monroe, Nancy Carlson, -citada en una entrevista con The Associated Press- dijera que todo esto era un fraude.

No me ha sorprendido, dijo Barsa. Las últimas declaraciones (de Nancy Carlson) no hacen ningún bien a todo esto.

El español dijo que sigue en negociaciones con un comprador no identificado de Denver que, según él, está ofreciendo mucho menos de lo que sería un precio justo.

Sin embargo, también dijo que su abogado está revisando la advertencia de los protectores de Monroe de que están dispuestos a demandarlo por fraude y violación de propiedad intelectual en caso de realizarse la venta.

Barsa anunció antes de la subasta que la maltratada cinta de seis minutos, en blanco y negro, muestra a la joven actriz, conocida entonces como Norma Jean Baker, entre 1946 y 1947, cuando era pobre y estaba desesperada por entrar en el negocio del espectáculo.

Los expertos en la vida de Monroe, sin embargo, dicen que es poco probable que la risueña actriz rubia que aparece en la cinta sea ella. Al comparar el filme con las conocidas imágenes de Monroe queda un amplio espacio para la duda.

Y varios documentos que según Barsa prueban su argumento -una carta del Instituto de Cine de Estados Unidos y lo que parece ser un archivo otrora confidencial del FBI que menciona un intento de 1965 por vender una supuesta cinta pornográfica de Marilyn Monroe- no son definitivos.

La imagen de Monroe y su patrimonio está protegido por la compañía de desarrollo y licencia de marca Authentic Brands Group.
 
Carlson, su portavoz, dijo que la venta del filme invitaría a la acción legal por perpetrar un fraude al público, violar los derechos exclusivos de la imagen del patrimonio de Monroe y otras acusaciones que no respetan la propiedad intelectual. Para mí, personalmente, ni siquiera se parece a ella, dijo Carlson. (AP)