miércoles, 10 de agosto de 2011
primicias

Leo Mattioli estaba en quiebra

Según revela el Diario Libre, el cantante santafesino pidió un concurso preventivo en 2007 y en julio de 2009 ingresó en quiebra. Pese a que intentó saldar sus deudas, no pudo hacerlo. Las exigencias por cumplir con todos, un factor importante para una vertiginosa vida.

En la edición actual del Diario Libre se detalle un informe de la situación financiera de Leo Mattioli, cantante santafesino que murió el pasado domingo, como consecuencia de un paro cardiorrespiratorio.

A cuatro días de su muerte, ayer por la tarde, en el programa Intrusos, América, se vio la última entrevista que concedió el León, a la periodista Laura Alé.

Estoy un poco mal de la garganta y del pecho, dijo en la nota, además de confirmar que venía planeando la gira desde hacía un tiempo y que no quería cancelar ningún show.

Lo cierto es que Libre expone que el 21 de diciembre de 2007, Leo Mattioli solicitó a la justicia santafesina un concurso prevención y reorganización económica que intentaba evitar la quiebra.

Dos meses después, un juez de primera instancia de distrito le asignó al contador Tobías Scheinin como supervisor de la quiebra.

Finalmente, el 27 de julio de 2009 se decretó que Leo Mattioli estaba en quiebra. Tal como lo indica el expediente N° 1539 donde quedó asentada la determinación.

Soy un desastre con la guita. Se me hace humo enseguida. Cuando tengo un billete lo gasto en lo primero que veo. No puedo dejar de comprar, reconocía Mattioli en ese momento.

Y agregaba: Me encantan los coches y los cambio seguido. Me gusta tener cosas que no tengan los demás, como anillos y collares de oro que yo mismo diseño.

Entre otras cosas, en las últimas horas habló la mamá de Leo, María Inés Aguilar. El que quiera llorarlo, que lo llore, pero que sepa que Leo está descansando. Les digo a todos los fans gracias por haber llenado a ese hijo de amor, de felicidad, de inspirarlo a subir a los escenarios y de llevar por todos lados sus letras, sus canciones, sus emociones. Él eligió vivir a corto plazo determinada cosas, como las sintió y por algo recoge lo que recogió.