miércoles, 31 de agosto de 2011
primicias

La verdad sobre Wanda Nara y Maxi López

A raíz de la tapa del semanario de Perfil, Wanda Nara se vio obligada a desmentir la ruptura sentimental con el futbolista Maximiliano López. Pero… ¿Qué hay detrás del supuesto engaño del rubio? Hoy se conoció la verdadera historia que involucra al representante del deportista.

Un día después de conocerse el escándalo de la supuesta separación de Wanda Nara y Maxi López, anunciada en la tapa del semanario Caras, se conocieron detalles de la trama que disparó la polémica.

Y aunque la rubia utilizó la red social Twitter para aclarar que nunca fue consultada sobre la supuesta crisis con su marido, la realidad es que Caras maneja una información que nadie pone en duda, aunque las voces se alcen en su contra.

Hoy, en su ciclo radial de Radio La Red, Jorge Rial contó detalles de la trama secreta que puso en vilo a todos los medios del país. Todo comenzó cuando apareció un tercero entre Wanda y Maxi.

Según lo expuesto por Rial, esta persona sería el representante de Maxi, Darío Bombini, titular de la empresa IMG, encargada de representar futbolistas.

Al parecer, Wanda habría puesto una atención especial en las finanzas de la familia y en los contratos que su esposo firma con Bombini. Lo cierto es que habría descubierto algunas irregularidades que directivos del Catania también le confirmaron por lo bajo.

Esto habría derivado en una charla de pareja para que Maxi se aleje de la empresa que lo representa. El contrato de Maxi con la firma finalizaría este año y Wanda le habría recomendado a su marido que busque otro manager.

Fuentes consultadas por el periodista de América aseguraron que en el Catania ya no lo pueden ni ver a Bombini y que al único argentino que le prestan atención es al reconocido Jorge Cysterpiller, descubridor de grandes futbolistas y representante de Diego Maradona, antes de Guillermo Cóppola.

Alertado por esta cuestión, Bombini habría decidido emprender un plan para destruir a la familia de Wanda y alejar a la mayor de las Nara del ex delantero de River Plate.

El punto clave de la pelea entre Bombini y Nara se habría desencadenado cuando se frustró el pase de López a la Fiorentina. Wanda lo apunta como responsable, y Maxi lo sabe.

De ahí habría nacido el supuesto armado de las cuatro chicas que se prestaron a la fiesta de la discordia, en el Sheraton Apart, lugar donde residen varios jugadores argentinos que juegan para la institución.