martes, 14 de julio de 2015
primicias

La fuerte confesión de Julieta Díaz: “Sentía que no iba a ser madre nunca”

Luego del momento complicado que le tocó atravesar con el nacimiento de su hija Elena, la actriz señaló que "es verdad que la maternidad no sólo despierta sentimientos nobles".

Julieta Díaz dio a luz a su hija el pasado 13 de diciembre de 2014, por parto natural, en el Sanatorio de la Trinidad. Pero un problema respiratorio de la pequeña hizo que su llegada al mundo se mantenga en reserva unos días.
Luego la propia actriz expresó su felicidad en las redes sociales, anunciando el nacimiento de Elena Antonia, fruto de su amor con Brent Federighi.
A seis meses de haber sido mamá, Julieta se refiere a la maternidad a corazón abierto y confiesa que "es verdad que la maternidad no sólo despierta sentimientos nobles".
"Me sorprende la cantidad de amor que pudo generarme, pero también te enfrenta con tus miserias. Me enfrento a mi egoísmo todos los días. Tengo casi 38 años y viví toda mi vida pensando en lo que necesitaba yo", agregó.
Julieta debió lidiar con "viejos miedos"  y a "dejar de ser sólo hija". "Fui hija única, toda la vida había vivido sola con mi vieja, lo veía a mi papá, pero no vivíamos los tres juntos, y me era difícil pensar en una familia. A los veintipico toda la libido estaba en el trabajo. Supe recién que quería ser madre tiempo después de casarme. Mi marido quería sí o sí y esa fue la discusión. Tuve que profundizar para saber cuál era mi deseo. Mi marido me despertó", completó.