domingo, 24 de agosto de 2014
primicias

La AFIP denunció a Del Potro por presunta evasión impositiva

La denuncia, que se radicó en el Juzgado Federal número 1 de Azul, a cargo de Martín Bava, prevé penas de hasta nueve años de prisión en caso de ser hallado culpable.

Mientras se recupera de una dolorosa lesión en la muñeca izquierda que lo tiene alejado del circuito profesional, el tandilense Juan Martín Del Potro sería investigado por la Justicia Federal a partir de una denuncia de la AFIP por una presunta evasión fiscal de 1.000.000 de pesos.

Según revelaron fuentes judiciales, el delito corresponde a la falta de pago del impuesto a las ganancias durante el año 2010.

La denuncia, que se radicó en el Juzgado Federal número 1 de Azul, a cargo de Martín Bava, prevé penas de hasta nueve años de prisión en caso de ser hallado culpable.

Según se explicó, el tandilense desvió “mediante cesión gratuita sus ingresos por garantías de participación en torneos y derechos de explotación de su imagen hacia la sociedad uruguaya Bongarden S.A., propiedad de sus padres”.

El dinero que recibía la firma uruguaya luego era ingresado al patrimonio del tenista mediante préstamos contraídos con esa firma uruguaya.

Así, Bongarden recibió 3,57 millones de dólares en 2010 por los contratos con las empresas Wilson, Rolex, Nike, Sony, Coca-Cola y Visa, todas sponsors del tandilense.

En ese mismo año, Del Potro recibió “préstamos” de Bongarden por 982.750 dólares (3,95 millones de pesos a cambio de ese año), que carecían de fecha de vencimiento y de pago de intereses.
El tenista los imputó en su declaración jurada de Ganancias para reducir el monto a abonar al fisco.

Ese dinero lo utilizó para solventar los gastos de la recuperación de la lesión en su muñeca derecha que padeció a fines de 2009 y para invertir en dos empresas, Agrocomercial Tandil SA y Agroganadera Reconquista SA.

Lo llamativo de la denuncia es que Del Potro firmó el contrato de cesión de sus derechos de imagen por una década el 31 de diciembre de 2009 -año en que ganó su único Grand Slam, el US Open- pero lo hizo con con fecha retroactiva al 1º de enero de 2009.

Sin embargo ya aparecía mencionado en el balance de la sociedad, que había cerrado tres meses antes de rubricarlo.

En el expediente consta que la información aportada por la AFIP indica “si el impuesto argentino hubiera sido liquidado correctamente en momento oportuno, Del Potro debería haber pagado 3.682.492 pesos al Fisco argentino”.

Asimismo se indica “la ocultación maliciosa de su obligación al no presentar en tiempo y forma su declaración jurada y luego en la presentación -extemporánea por parte del contribuyente- de una declaración jurada engañosa o falsa que no revelaban la verdadera capacidad contributiva, como consecuencia de lo cuál, ingresó un saldo de impuesto menor al que hubiera debido.

Además, siempre según la denuncia, Del Potro no sólo omitió la presentación de la DDJJ a su vencimiento y posterior presentación de una declaración jurada engañosa para ocultar su real capacidad contributiva, sino que para hacerlo se valió de la utilización de una sociedad off shore uruguaya, una maniobra similar de la que fue acusado Lionel Messi por el fisco de España.

A partir de esta situación, Del Potro se defendió al exponer su versión a través de un comunicado enviado por Jorge Viale, su encargado de comunicación.

“No hubo evasión, pues la deuda fue cancelada en forma definitiva el 22 de febrero de 2014. La fiscalización efectuada por la AFIP fue cerrada el 31 de marzo de 2014, según consta y está consignado en el correspondiente formulario 8900. Los funcionarios de la AFIP tienen la obligación ineludible de efectuar la denuncia ante el Poder Judicial”, arranca el texto que difundieron allegados del tandilense.

“Si bien los abogados del estudio que maneja los estados contables no han visto el expediente, se aclara terminantemente que no existió dolo. A tal efecto, según lo requiera el Juzgado, serán presentadas oportunamente las pruebas conforme a los pasos procesales. En el caso que algún medio lo requiera, los contadores estarán a disposición para dejar en claro la posición del caso”, concluyó el comunicado.

(Fuente: NA)