miércoles, 14 de octubre de 2015
internacionales

Jennifer Lawrence: harta de ser la chica "adorable"

La estrella ganadora del Oscar, de 25 años, habló sobre recibir menos paga que sus coestrellas masculinas y dijo que ya es hora de que deje de ser “adorable” cuando se trata de negociar contratos para películas.

“No creo que haya trabajado para un hombre que haya pasado tiempo contemplando qué ángulo debería usar para que su voz sea escuchada de mejor manera”, escribió la actriz estadounidense en un artículo para Lenny, un sitio electrónico fundado por Lena Dunham y la productora Jenni Konner.
En 2014, el ataque cibernético a Sony reveló que Lawrence, que ganó un premio de la Academia por su participación en Los juegos del destino y que se convirtió en una gran estrella gracias a las sagas de Los juegos del hambre y X-Men, aseguró que obtuvo menos compensación económica que sus coestrellas en Escándalo Americano, Bradley Cooper, Jeremy Renner y Christian Bale.
Lawrence no culpó a los actores por la inequidad en pagos, pero se preguntó si existe un doble estándar en el trabajo cuando se trata de las imágenes de hombres y mujeres agresivas.
"Jeremy Renner, Christian Bale y Bradley Cooper pelearon y lograron recibir contratos poderosos para cada uno de ellos. Si acaso, estoy segura que fueron recompensados por ser audaces y tácticos, mientras que yo me estaba preocupando de no sonar como una mujer problemática y no poder obtener mi parte de la paga”, escribió la actriz.
La actriz reconoció que en ocasiones se enfocó demasiado en tratar de sonar como una actriz muy amable cuando se trataba de llegar a acuerdos para interpretar personajes en las películas.
“Cuando ocurrió el hackeo a Sony y me enteré que estaba recibiendo mucho menos que la gente suertuda con penes, no me enojé con Sony. Me enojé conmigo misma”, escribió Lawrence.
“Fallé como una negociadora porque me vencí a la primera. No quería seguir peleando por millones de dólares que, francamente, debido a las dos franquicias en las que he estado involucrada, no necesito”.
Incluso cuando ha sido más firme respecto a lo que quiere, la actriz enfatizó que como mujer es vista de manera diferente. En un caso llegó a tener una plática franca con un colega, provocando que el actor asegurara que “le grité”.
Sin embargo, es tiempo de ser más dura, destacó la joven estadounidense.
“Ya tengo suficiente de tratar de ser adorable para expresar mi opinión y seguir siendo querida. Estoy harta de esa mi #&$”, dijo.
Lawrence trabajó nuevamente con Bradley Cooper y el director deEscándalo americanoDavid O. Russell para la cinta Joy, que se estrenará el próximo 25 de diciembre. La última película de Los juegos del hambre, que se estrena el próximo 20 de noviembre.