viernes, 22 de mayo de 2015
cambia, todo cambia

El caso de la famosa que a los 37 años es "demasiado vieja" para ser amante de uno de 55

¿Es una mujer treintañera demasiado vieja para enamorar a un cincuentón? Enterate sobre esta polémica sobre el sexismo de Hollywood.

¿Es una mujer treintañera demasiado vieja para enamorar a un cincuentón? En plena polémica sobre el sexismo de Hollywood, la actriz estadounidense Maggie Gyllenhaal (37 años) reveló que recientemente vio cómo la rechazaban para un papel porque fue considerada mayor para interpretar a la amante de un actor de 55.
En una entrevista publicada este jueves en la web The Wrap, especializada en la industria del entretenimiento, la actriz relató cómo hay "cosas que son verdaderamente decepcionantes cuando una es actriz en Hollywood y que me sorprenden todo el rato".
"Tengo 37 años y recientemente me dijeron que era demasiado mayor para interpretar a la amante de un hombre de 55 años. Me quedé boquiabierta. Me hizo sentir mal, después enfadarme y después me hizo reír", afirmó la actriz, premiada este año con un Globo de Oro por su interpretación en la miniserie The Honourable Woman, y quien también fue nominada a un Oscar por 'Corazón rebelde' (2009).
Estas afirmaciones se extendieron rápidamente en la web y el nombre de la actriz se convirtió incluso en trending topic en Twitter.
En los últimos tiempos, Hollywood se encuentra en el foco de las críticas por su discriminación hacia las mujeres. La poderosa organización estadounidense de derechos cívicos ACLU vilipendiaba la semana pasada las "disparidades espectaculares" entre el número de directores hombres y mujeres en la televisión y el cine, reclamando a los poderes públicos investigar "este fracaso sistemático".
En el momento de la selección de películas y artistas para los Oscar, la polémica también se disparó porque ninguna mujer fue seleccionada como mejor aspirante al premio a la mejor direcciónpese a la presencia de la película Selma, de Ava DuVernay, entre los aspirantes al Oscar a la mejor película.
La hermana de Jake Gyllenhaal, quien saltó a la fama por su papel en Donnie Darko (2001) y Secretary (2002), quiso de todos modos mostrarse optimista: "Muchas actrices hacen actualmente un trabajo increíble, interpretando a verdaderas mujeres, mujeres complicadas", aseguró en la entrevista.
"No pierdo totalmente la esperanza", contaba la actriz, quien ya hizo alusión a los estereotipos que rodean a las mujeres en el cine durante su discurso en los Globos de Oro, el pasado enero.
"Subrayé que mucha gente habla de una abundancia de mujeres poderosas en la televisión últimamente. Cuando pienso en las interpretaciones que he visto este año, he observado a mujeres a veces poderosas, otras veces no. A veces 'sexies', a veces no. A veces honorables, a veces no", aseguró.
Durante la ceremonia de los Oscar del pasado febrero, Patricia Arquette, mejor actriz secundaria por Boyhood, también ocupó titulares al denunciar la desigualdad salarial entre hombres y mujeres en Hollywood, declaraciones recibidas con una ovación, con Meryl Streep y Jennifer Lopez a la cabeza. Otras mujeres, como Cate Blanchett, Charlize Theron o Kristen Stewart, también han clamado contra el sexismo.
Las críticas por el sexismo de la industria del cine no se limitan a Hollywood. Esta semana, fue el Festival de Cannes el que ha ocupado titulares, al haber rechazado en el Palais des Festivals a mujeres que no llevaban tacos altos.
Fuente: elmundo.es