viernes, 10 de junio de 2016
todo mal

"Amber Heard despertó con la almohada llena de sangre"

Una amiga de la actriz se suma a los testimonios para confirmar el supuesto calvario por el que tuvo que pasar la joven en su matrimonio con Johnny Depp

A Johnny Depp no dejan de crecerle los enanos, aunque en esta ocasión las acusaciones son de lo más explícitas. Si ayer Benicio del Toro salía a dar la cara por él, hoy es una de las mejores amigas de Amber Heard quien cuenta uno de los duros episodios por los que supuestamente tuvo que pasar la ex pareja de Depp.
"¿Por qué llamé a Emergencias? Llamé porque nunca antes lo había hecho". Con esa frase arranca el artículo en el que Tillet Wright, amiga de Amber Heard, explica lo terrorífica que al parecer había sido la relación que ambos mantenían y relata algunos de los violentos episodios que el protagonista de Piratas del Caribe le había hecho pasar a su amiga.
Amber nunca antes habría alertado a las autoridades policiales del supuesto maltrato que sufría, pero su amiga sí lo hizo por ella. Al menos así lo cuenta la protagonista, Tillet Wright: "Cada vez que pasaba algo lo primero en lo que ella pensaba era protegerle a él. Porque cada vez que lo hacía, volvía con disculpas y arrepentimiento asegurando que no lo volvería a hacer. Ella quería creer que su comportamiento era temporal", revela.
Lejos de quedarse ahí, la amiga de la actriz desgrana al detalle que la violencia comenzó con una patada en un avión privado y continuó con empujones y más de un puñetazo ocasional. Sin embargo, no fue hasta el pasado diciembre cuando llegó uno de los episodios más violentos de la ya ex pareja sentimental:
"Amber despertó con la almohada cubierta de sangre. Lo sé porque fui a su casa. Vi la almohada con mis propios ojos. Vi el labio roto y los mechones de pelo en el suelo. Ella lloraba y gritaba", asevera Tillet. "En algún momento entendí la incredulidad de Amber al verle de esa manera tan desquiciada porque yo misma le conocí como un hombre suave y amable, con su temperamento y su lado oscuro, pero con un corazón de oro. Yo tampoco quería creer lo que estaba pasando, hasta que vi los daños", reconoce.