domingo, 13 de julio de 2014
brasil-2014

El sueño llegó a su fin: Argentina, subcampeón del mundo

El seleccionado argentino de fútbol perdió ante su par de Alemania por 1 a 0 en la final de la Copa del Mundo Brasil 2014. Lo que dejó el último partido, en esta nota.

Terminó el sueño argentino. No alcanzó el esfuerzo de este grupo de jugadores, que como bien dijo Javier Mascherano -el símbolo de este equipo- al final del partido, se quedó sin nada. Con las manos vacías. Argentina perdió esta tarde la final del Mundial con Alemania por 1-0 en el tiempo extra de un partido igualado sin goles en el estadio Maracaná de Río de Janeiro ante unas 74.738 personas.

Las ilusiones de las que fue nutriéndose el seleccionado argentino en el mes que lleva en Brasil, con una victoria tras otra, se derrumbaron en la agonía del alargue de la final del Mundial con el gol de Mario Gotze, que le dio a Alemania el triunfo 1-0, su cuarto título.

Esta vez Lionel Messi estuvo lejos de sus grandes noches, pero también dos de los cuatro fantásticos que estuvieron en cancha, porque Gonzalo Higuaín se perdió el gol de su vida, y Sergio Agüero se fue de este Mundial donde nunca apareció.

Sin embargo, con sus sombras, Argentina tuvo más chances de marcar que Alemania, mucho mejor parado en el campo, más versátil, pero exponiéndose a algunas contras que pudieron terminar con el partido y darle el tri.

Argentina se dio cuenta de ello a los 4 minutos, cuando Lavezzi robó una pelota por la izquierda y superó en velocidad a Howedes, para luego terminar con una definición demasiado abierta de Higuaín.

El Pipita iba a tener la chance en sus pies unos minutos después con un regalo de Toni Kroos con un infantil pase atrás que encontró al delantero del Napoli volviendo, pero cuando se quiso acomodar ante Neuer sacó el peor remate que le podía salir.

Alemania con el manejo de Muller y salida frontal de Schweinsteiger dominaba hasta el área, pero en la réplica era vulnerable.

Otra muestra fue el ataque que inició Messi de espaldas y a 35 metros del arco con un pase monumental a Lavezzi, centro y gol de Higuaín, pero esta vez el árbitro Rizzoli y su juez de línea Andrea Stefani acertaron. Lo grito medio estadio pero las pantallas le marcaron al público que era posición adelantada.

Messi apareció poco pero llevó peligro como una escapada por derecha ante Howedes y Hummels el sector más vulnerable y cuyo remate entrando en velocidad sacó Boateng a centímetros de la línea de gol.

En el segundo lo tuvo rápido Messi, entrando por derecha tras un pase de Biglia, pero tampoco tuvo suerte porque la pelota se fue cruzando el arco y salió junto al segundo palo.

En el entretiempo salió Lavezzi muy cansado después de un buen primer tiempo y entró Agüero, cuya misión fue parar el avance de Schweinstienger y en ataque soltarse, pero poco rindió. Cuando la tuvo en el primer adicionado la cruzó muy mal.

Muller ya no fue el mismo en Alemania, las piernas lo obligaron a la intermitencia, pero siguió cambiando de posición para desorientar.

Mientras Boateng sacaba todo abajo, Muller soltaba pelotas que Schurrle no pudo conectar dos veces, al igual que Ozil, tal vez el jugador más habilidoso pero con algunas que hacen que se pierda en medio del partido.

El árbitro se equivocó feo al cobrar falta de Higuaín en una salida brutal de Neuer, que cortó con los puños arriba, pero con la rodilla en la mandíbula del argentino.

Pasada la media hora salió Pipita y entró Palacio, más veloz para hacer doble punta con Agüero, sin embargo, Alemania siguió teniendo la pelota y merodeando el área.

Se fueron los 90 minutos, con Gago en cancha en lugar de Enzo Pérez, con lo cual Alejandro Sabella puso tres 5 para tomar el medio.

Ni bien empezó el alargue, otra vez Romero le tapó a Schurrle y a los 8 Palacio tuvo la pelota de su vida tras un gran centro de Rojo desde la izquierda que el bahiense paró con el pecho por detrás de Boateng y ante la salida de Neuer la tocó por arriba pero con mala puntería, cayendo a un costado del arco.

Hasta que llegó el fatal octavo minuto del segundo tiempo adicionado, cuando Schurrle se escapó por izquierda, Gotze, que había ingresado por el veterano Klose, la paró con el pecho delante de la marca de Demichelis, media vuelta y la cruzó al segundo palo.

Los intentos en los siete minutos restantes fueron desesperados, y en la contra Muller, con una jugada facilitada por la falta de piernas rivales, entró por izquierda al área y la cruzó pero demasiado abierta.

Quedaba una por una falta de Schweinsteiger a Messi cerca del vértice derecho del área grande. Pero el Pulga no tuvo su noche, la que necesitaba, y ni el tiro del final le salió.

Síntesis

Argentina: Sergio Romero; Pablo Zabaleta, Martín Demichelis, Ezequiel Garay y Marcos Rojo; Ezequiel Lavezzi, Lucas Biglia, Javier Mascherano y Enzo Pérez; Lionel Messi y Gonzalo Higuaín. DT: Alejandro Sabella.

Alemania: Manuel Neuer; Philipp Lahm, Jerome Boateng, Mats Hummels y Benedickt Höwedes; Christoph Kramer y Bastian Schweinsteiger; Thomas Müller, Toni Kross y Mesut Özil; Miroslav Klose. DT: Joachim Löw.

Gol en el segundo tiempo suplementario: 7' Götze (ALE).

Cambios en el primer tiempo: 30' Andre Schürrle por Kramer (AL). En el segundo tiempo: Sergio Agüero por Lavezzi (ARG); 32m. Rodrigo Palacio por Higuaín (ARG); 42m. Fernando Gago por Pérez (ARG); 43m. Mario Götze por Klose (ALE). En el segundo tiempo suplementario: 14m. Per Mertesacker por Özil (ALE).
Amonestados: Mascherano y Agüero (ARG). Schweinsteiger y Höwedes (ALE).

Arbitro: Nicola Rizzoli (Italia). Asistentes: Renato Faverani y Andrea Stefani (Italia).

Estadio: Maracaná de Río de Janeiro.

Diario La Capital de Rosario