miércoles, 04 de mayo de 2011
primicias

El puntero y Los únicos, la apuesta dominguera del Trece

A partir del domingo 15 de mayo, Los únicos comenzará a emitirse de domingos a jueves. No obstante, ese mismo día debutará el nuevo unitario (aunque se emitirá dos veces por semana) de Pol-Ka, El puntero, que saldrá al aire domingos y miércoles.

El Trece sale con todo a contrarrestar la buena performance que tuvo Telefe durante los primeros meses del año en curso. Es por eso que a partir del domingo 15 de mayo, el canal tiene una jugada innovadora y bastante fuerte, por cierto.

Pondrán al aire Los únicos de domingos a jueves y al mismo tiempo lograrán que el unitario El puntero tenga dos emisiones semanales, pese a ser una ficción en formato unitario, lo que la convertiría en una miniserie.

A partir del domingo 15 de mayo, El puntero saldrá al aire a las 23, mientras que Los únicos arrancarán a las 22.

Recordemos que hace pocas semanas comenzaron a rodarse las primeras escenas de El Puntero, el nuevo unitario producido por Pol-ka.

Esta producción es protagonizada por Julio Chávez y cuenta con las actuaciones estelares de: Gabriela Toscano, Rodrigo de la Serna, Luis Luque, María Rosa Fugazot, Belén Blanco, Pablo Brichta y Carlos Moreno, entre otras importantes figuras.

Síntesis argumental alega que en tiempos en los que la marginalidad y la pobreza azotan a la sociedad y la gente cree que los funcionarios no escuchan sus reclamos, entra en acción el puntero, una pieza fundamental en el engranaje político.

Este personaje, a diferencia del resto de los dirigentes, está cerca del pueblo, escucha sus necesidades y soluciona sus problemas más elementales como vivienda, educación y alimentación. Claro que, para hacerlo, debe negociar y responder a una red de corrupción política en la que, quienes forman parte de ella, están dispuestos a todo por un poco más de poder.

Este es el escenario en el que se mueve Pablo Aldo Perotti, más conocido como El Gitano (Chávez), un puntero político que conoce como nadie su municipio y, gracias a su carisma y trabajo, controla a los más de diez mil votantes que viven allí. Pero en la actualidad, El Gitano siente que la política no le ha devuelto todo lo que él dio a lo largo de treinta años de militancia; el reconocimiento tarda en llegar y el no puede soportar la espera.