miércoles, 16 de marzo de 2011
primicias

Detalles de la separación de Romina Gaetani y Hernán Nisenbaum

La actriz de Herederos de una venganza, Romina Gaetani, está muy deprimida con la ruptura con su novio, el empresario Hernán Nisenbaum. Si bien podría tratarse de un distanciamiento momentáneo, ya no conviven bajo el mismo techo y desde ambas partes prefieren guardar silencio y preservar la intimidad de la pareja.

La noticia de la separación de Romina Gaetani y Hernán Nisenbaum sorprendió a propios y ajenos. Sucede que la actriz y el empresario se mostraban felices y hasta planificaban muchas cosas juntos.

Sin embargo, hoy, la noticia sacudió a todo su entorno y a los propios protagonistas. Según pudo averiguar este portal, Romina y Hernán decidieron separarse de común acuerdo. No hubo terceros en discordia en la ruptura. Fue una decisión propia de la pareja.

Por eso, ante la información publicada por el Diario Crónica, Gaetani y Nisenbaum se quedaron atónitos ya que el hecho sucedió hace poco tiempo y ninguno de los dos habló con nadie al respecto.

En definitiva, en este medio siempre las cosas trascienden y la noticia ya cobró la fuerza necesaria como para que ocupe la primera plana de todos los medios.

El Diario del Espectáculo pudo charlar con gente del entorno de ambos y pudo averiguar y confirmar que la ruptura es un hecho consumado.

Se reiteró y se dejó en claro desde ambas partes que se trató de una determinación tomada en conjunto y que no hubo factores externos que apuntalaran el desenlace.

De hecho, tanto Romina como Hernán optaron por guardar silencio y no prestar declaraciones para hablar sobre le tema. Intentarán preservar la intimidad de la pareja. Los dos se encuentran bastantes deprimidos, aunque a ella se la ve mucho más expuesta por su trabajo en Pol-ka y no son pocos los que aseguran que su cara larga habla por sí sola.

De todos modos, desde su entorno se aclaró que si bien por el momento es algo consumado, no se animan a aventurar que sea algo definitivo.

Por ahora, la actriz de Herederos de una venganza y el propietario de Nisenbaum Comunicaciones decidieron dejar de compartir del mismo techo.

El fin de semana largo estuvieron juntos en Córdoba y ese fue el último viaje de la pareja. Veremos si en un futuro cercano recomponen la situación o bien pasan a ser un bello y hermoso recuerdo de algo que no pudo terminar como en los mejores cuentos de príncipes y princesas. El tiempo lo dirá.