viernes, 15 de julio de 2011
internacionales

Condenan a hijo del guitarrista de Pink Floyd a dieciséis meses de cárcel

Charlie Gilmour, hijo del guitarrista de Pink Floyd David Gilmour, fue condenado hoy por un tribunal británico a dieciséis meses de cárcel por comportamiento ofensivo durante una protesta estudiantil en Londres el año pasado. "Semejante comportamiento escandaloso y ofensivo es un claro signo de que estaba ese día fuera de control",le dijo el juez al joven.

El joven participó a finales de 2010 en una manifestación contra el aumento de las tasas universitarias y se le vio colgado de una bandera británica en el cenotafio, el monumento construido en la zona gubernamental que recuerda a los soldados caídos en combate.

El joven, que estudia en la Universidad de Cambridge, fue condenado por el tribunal de Kingston (suroeste de Londres) por sus actitudes ante ese cenotafio durante unas manifestaciones que se vieron teñidas de violencia.

Durante la vista, se señaló que Gilmour había estado consumiendo ese día droga LSD y alcohol.

"Semejante comportamiento escandaloso y ofensivo es un claro signo de que estaba ese día fuera de control. (Su comportamiento) causó, con razón, indignación", le dijo el juez Nicholas Price al joven.

Su actitud, prosiguió el magistrado, perjudicó también a su familia por algo de lo que "no tenía culpa alguna".

Gilmour, que pidió disculpas al tribunal, admitió que el día de la manifestación no se había dado cuenta del significado que tenía el cenotafio, algo que la corte no aceptó.

"Usted ha mostrado una falta de respeto hacia los que pagaron con el mayor sacrificio, los que murieron por defender este país", puntualizó el juez. (Efe / La Tercera)