jueves, 04 de agosto de 2011
entrevistas

Carmen Barbieri: Estoy contratada para ser jurado, no para hacer un musical

La protagonista de Bravísima, Carmen Barbieri, dialogó en exclusiva con Primiciasya.com y se refirió a su polémico alejamiento del jurado de Bailando 2011.¡Claro que tengo ganas de volver! Yo estoy contratada y cuando firmo un contrato siempre tengo ganas de trabajar, explicó la capocómica.

Por Luciano López
lucianolopez@primiciasya.com

Carmen, ¿sufriste un accidente doméstico en las últimos días? ¿Cómo te sentís?

Sí. Me caí en mi casa el domingo pero no fue nada grave, sólo me corté el codo. Estoy perfecta de salud. Por favor aclaralo porque están diciendo barbaridades de toda mi vida.

¿A esta altura ya es definitivo tu alejamiento de Bailando 2011?

Preguntale al Chato Prada y a Tinelli. Yo no tengo ninguna novedad sobre el tema de Bailando. No me llamaron.

¿Nunca más hablaste con ellos después de aquella famosa reunión en Ideas del Sur?

Con Marcelo no nos vimos nunca más. La reunión fue con Hoppe y Prada.

¿Vas a protagonizar un musical en Sábado show este fin de semana?

No, no puedo participar porque estoy viajando todos los fines de semana. Sí me llegó la propuesta para hacer un musical en el programa del señor Listorti. La verdad que no me interesa estar, yo estoy contratada para el jurado del Bailando, nada más.

¿Todavía tenés contrato con Ideas del Sur?

El contrato es hasta fines de octubre. Yo tengo todas las cosas preparadas para cuando me llamen y ocupar un lugar en el jurado, pero como no me llamaron no se puede. Yo estoy contratada para ser jurado, no para hacer un musical. Yo voy a cumplir al pie de la letra el contrato.

¿En lo personal tenés ganas de volver al jurado o ya no?

¡Sí, cómo no! ¡Claro que tengo ganas de volver! Yo estoy contratada y cuando firmo un contrato siempre tengo ganas de trabajar.

¿Te dolió la forma en que te despediste del programa?

Primero que yo no me despedí. Segundo que no me dolió, esto es trabajo.

¿Cómo quedó la relación con Marcelo Polino?

Yo no tengo ningún problema con Marcelo. Polino se quedó con mi trabajo y él se enojó. No estoy enojada con él, al contrario.

¿Nunca más hablaron?

No, nunca más. No hay nada que decir. Él ya dijo de todo, pero él es así, vive de eso.