martes, 05 de mayo de 2015
internacionales

Antonieta de las Nieves recrudeció su histórica guerra con Bolaños

La actriz señaló que fue ella quien realmente creó el personaje de La Chilindrina en el programa "El Chavo" de Roberto Gómez Bolaños.

La actriz María Antonieta de las Nieves, conocida por su personaje de “La Chilindrina”, habló de sus diferencias con Roberto Gómez Bolaños por los derechos del personaje y resaltó que ella lo había creado antes de que exista “El Chavo”.
 
"En 1968 hice por primera vez a La Chilindrina en televisión. Cuando él dijo que iba a hacer la vecindad, me dijo: ¿Te acuerdas de la niña que hiciste varias veces?”, contó la actriz.
 
En diálogo con La Once Diez/Radio de la Ciudad, entrevistada por Moskita Muerta, se refirió al apoyo de algunos de sus ex compañeros a Gómez Bolaños, como es el caso de “El Profesor Jirafales”.
 
“Cada quién puede pensar lo que quiera y ponerse del lado que quiera. Ellos se tenían que poner del lado de Chespirito porque él les daba permiso para trabajar. Yo no tenía permiso porque el personaje es mío”, manifestó.
 
Al mismo tiempo, señaló que tiene tatuada a “La Chilindrina” en un tobillo y contó cómo surgió la idea: “Estaba en Los Ángeles y llegó un joven de unos 35 a 40 años. Era un físico culturista. Se sacó la camisa y en todos los músculos del brazo se tatuó una Chilindrina enorme del tamaño de una toronja. Mi esposo se la quiso tatuar, pero es alérgico. Entonces me la hice yo”.
 
Por otro lado, De las Nieves aseguró que su infancia fue “totalmente diferente” a la de su personaje ya que tenía que trabajar haciendo doblajes: “Yo no tuve la oportunidad de tener una niñez normal. Nunca jugué con muñecas, con camioncitos. Yo me la pasé trabajando. Nunca tuve amiguitos, tuve compañeros de trabajo que eran grandes y me veían como una más”.
 
La actriz mexicana aseveró que su infancia “fue una satisfacción enorme” y subrayó que tuvo “muchos papás, muchos mamás y muchos abuelos”, aunque “muy pocos hermanos”, ya que “éramos muy poquitos los niños”.
 
Pese a eso, negó que tenga mal recuerdo de su infancia: “Yo fui una niña inmensamente feliz, me encanta lo que hacía”.